La filtración del borrador danés ha provocado un gran disgusto en Copenhague

Agencias | 9/12/2009 – 13:39

Los negociadores de un nuevo acuerdo mundial de lucha contra el cambio climático se esforzaban el miércoles en Copenhague por superar las tensiones generadas la víspera por una propuesta danesa que indignó a los países en desarrollo.

“No tenemos que centrarnos (en esta propuesta). No tiene ninguna re_levancia”, declaró a la AFP Dessima Williams, re_presentante de la Asociación de Pequeños Estados Insulares, altamente vulnerables a los efectos del calentamiento global.

Un acuerdo vinculante

“Tenemos que seguir avanzando, necesitamos un acuerdo jurídicamente vinculante que preserve al planeta y proteja a los más vulnerables. Esa es nuestra misión, todo lo demás son distracciones”, agregó.

Un borrador de trabajo elaborado por la presidencia danesa de la conferencia, en poder de varias delegaciones desde hacía dos semanas, comenzó a circular el martes por los pasillos de la re_unión, provocando la indignación de los países en vías de desarrollo, las organizaciones ecologistas y los defensores de la ayuda internacional.

“Ha provocado un gran disgusto, pero esperamos que la tormenta se calme y podamos volver al trabajo”, declaró un responsable europeo que pidió el anonimato.

La conferencia bajo égida de la ONU, que debe culminar el 18 de diciembre con la participación de más de 110 jefes de Estado y de Gobierno, estaba sólo en su segundo día de trabajo cuando estalló la controversia.

Una violación de la cumbre

El borrador propuesto por Dinamarca es “una seria violación que amenaza el éxito del proceso de negociación de Copenhague”, afirmó Lumumba Stanislas Dia Ping, jefe de la delegación de Sudán, que lidera el G77, bloque que reúne a unos 130 países en vías de desarrollo.

Pero los países pobres no tienen la intención de boicotear las conversaciones, precisó. “Los miembros del G77 no abandonarán la negociación en este estadio tan avanzado porque no podemos permitirnos un fracaso en Copenhague”, declaró a los periodistas.

“Sin embargo, no firmaremos un acuerdo injusto. No podemos aceptar un acuerdo que condena al 80% de la población mundial a más sufrimientos e injusticias”, agregó.

“Una propuesta informal”

El máximo re_sponsable de la ONU sobre cambio climático, Yvo de Boer, y la propia Dinamarca trataron de calmar los ánimos, insistiendo en que el borrador era una propuesta informal y sólo destinada a sondear la opinión de las diferentes partes.

El documento en cuestión no hace ninguna referencia al Protocolo de Kioto, único instrumento jurídico que existe actualmente para luchar contra el calentamiento y al que los países en desarrollo tienen especial apego, porque impone obligaciones a los países ricos al tiempo que protege a los pobres.

Por otra parte, el texto danés re_comienda un techo máximo de emisiones para los países en desarrollo -no precisado-, punto al que Brasil, China, India y Sudáfrica ya se habían opuesto de forma firme y colectiva en una reunión a finales de noviembre en Pekín.

En cuanto a la financiación por los países industrializados de las medidas necesarias en los países en desarrollo, principal escollo de la negociación, el documento sugiere una ayuda inmediata de 10.000 millones de dólares anuales hasta 2012, y para después sólo habla de “re_cursos financieros substanciales”.

Con sequías, inundaciones, epidemias y penuria alimentaria, el calentamiento global tendrá un alto coste para los países más pobres, que son los más vulnerables y los menos re_sponsables de la emisión de gases de efecto invernadero.

.

Enlaces relacionados:

¿Tongo en la cumbre?

Copenhague: los campesinos pueden enfriar el planeta y alimentarlo

La agricultura campesina y la producción de pequeña escala puede enfriar el planeta –y lo está haciendo–, además de alimentar a la mayoría de la humanidad.

.Silvia Ribeiro | Prensa rural | 09.12.2009 a las 10:24

En las próximas semanas se reunirá en Copenhague, Dinamarca, la Convención sobre Cambio Climático de Naciones Unidas. El ambiente está caliente, tanto entre los bloques de negociadores oficiales, como en las organizaciones y movimientos, que por primera vez acudirán en decenas de miles al lugar de reunión. No es para menos, el cambio climático es devastador y sus efectos serán cada vez peores, informan los científicos. El tema toca puntos neurálgicos de la civilización petrolera, al mostrar que el sistema industrial del último siglo ha ido destruyendo la vida de la gente y del planeta, en forma irreparable si no lo frenamos ya.

Pese a ello, la vasta mayoría de los gobiernos siguen empeñados en no atacar las causas reales del cambio climático, empujando en su lugar falsas soluciones, basadas en enfoques de mercado y nuevas tecnologías cada vez más peligrosas, que en lugar de mejorar la situación, la empeoran. El tema de la agricultura y alimentación es un claro ejemplo de ello. Los negociadores de cambio climático lo ven como un problema (la agricultura industrial es responsable de un altísimo grado de emisiones de gases de efecto invernadero) pero sobre todo como un campo para ampliar los mercados de carbono, paradójicamente, aumentando la agricultura industrial y sus impactos. Hay propuestas y presiones empresariales para lograr apoyos nuevos a actividades altamente destructivas social y ambientalmente, como monocultivos de árboles y soya transgénica, grandes instalaciones de cría de animales confinados, proyectos masivos de biochar o carbón vegetal (producir masa vegetal para quemarla y enterrarla como carbón en los suelos), entre otras.

Al otro extremo, movimientos como La Vía Campesina, tienen claras las causas y las combaten día a día, pero también presentan soluciones: la agricultura campesina y la producción de pequeña escala puede enfriar el planeta –y lo está haciendo–, además de alimentar a la mayoría de la humanidad.

Un reciente informe del Grupo ETC (¿Quién nos alimentará? http://www.etcgroup.org/es) analiza estos aspectos y plantea una serie de preguntas claves frente a las crisis climática y alimentaria.

Por un lado, las trasnacionales nos quieren hacer creer que los sistemas alimentarios son una cadena industrial que comienza con Monsanto como dueña de las semillas en un extremo y WalMart como paradigma de los supermercados en el otro, cada vez más industrializado y centralizado. Afirman que sólo ellos podrán alimentar a la población mundial creciente y enfrentar el caos climático, con sus variedades transgénicas y producción masiva y uniformizada. Exigen que los gobiernos sigan apoyando sus patentes, sus tecnologías contaminantes y sus oligopolios de mercado, haciendo la vista gorda a los impactos climáticos y de salud que provocan –que afirman van a absorber con más tecnología, más patentes y más libre comercio.

Por otro lado, la realidad es que los sistemas alimentarios del mundo no son cadenas sino redes, donde muchas personas, actividades, culturas y funciones convergen e intercambian. Más de 85 por ciento de los alimentos son producidos cerca de donde se consumen, a nivel local, regional o al menos nacional, y la mayoría gracias a campesinos y productores de pequeña escala, a indígenas, pescadores artesanales, pastores nómadas y pequeños horticultores urbanos, que en conjunto son más de la mitad de la población mundial, pero alimentan a muchísimos más y llegan a quienes más lo necesitan. Por sus formas de manejo no emiten gases de efecto invernadero sino que los absorben, ahorran agua, conservan los suelos y una enorme diversidad de cultivos, animales domésticos y peces, que son la clave de las adaptaciones necesarias frente a las crisis climáticas. Además, si se toma en cuenta todos los elementos que producen, crecen y recolectan en las pequeñas fincas y no sólo el rendimiento de un determinado cultivo por hectárea, el volumen de alimentos producidos es mucho mayor, más variado y nutritivo que en cualquier monocultivo industrial.

Un artículo de Grain resalta otro aspecto fundamental, relacionado: el cuidado (o destrucción) del suelo y su relación con el cambio climático. (Cuidar el suelo, Biodiversidad 62, http://www.grain.org/biodiversidad/?id=459) El uso del fertilizantes químicos y otros agrotóxicos, conlleva necesariamente la destrucción de la vida microbiana del suelo y ha sido reconocido como un importante factor de emisiones de gases de efecto invernadero. Los fertilizantes sintéticos, además de lo que emiten, destruyen la capacidad del suelo de captar y almacenar carbono. El artículo presenta un cálculo cuidadoso y realista de cómo si se recupera y estimula la incorporación de materia orgánica al suelo, a partir de prácticas agrícolas, pecuarias y pastoriles de pequeña escala, con diversidad cultural, geográfica y de manejo, resultaría en una importante reducción de emisión de gases de efecto invernadero, pero además tendría el potencial de con el tiempo, absorber las dos terceras partes del exceso de gases de efecto invernadero de la atmósfera, siendo la medida más importante propuesta hasta el momento.

La Vía Campesina y otros movimientos estarán en Copenhague para presentar estas realidades y confrontar a los gobiernos y empresas que quieren que sigamos creyendo que sin sus cadenas no tenemos futuro. La verdad es que solamente sin ellas podremos enfrentar las crisis en que nos han metido.

.

Más información:

América Latina

Colombia

Consumo Responsable

Ecología

Internacional

RW Diario de a bordo/ Algo se cuece en Oslo

9 Diciembre 2009 de Greenpeace España

Llegamos a Oslo a bordo del Rainbow Warrior el pasado domingo. Hicimos el último tramo del fiordo que lleva a la ciudad con las velas desplegadas, el barco “vestido” para la ocasión. Tuvimos un bonito recibimiento. En el muelle nos esperaban los compañeros de la oficina noruega. En cuanto se terminó la maniobra de atraque, tuvimos la primera reunión a bordo en la que nos pusimos al día en todas las cosas que estaban previstas.

Para poneros en antecedentes, la entrega del premio Nobel de la Paz a Obama ha hecho que muchas miradas se vuelvan hacia esta ciudad aunque el gran foco se haya en Copenhague, donde está teniendo lugar la cumbre mundial sobre Cambio Climático. La organización se ha tenido que dividir y, aunque el grueso de nuestras fuerzas está en Copenhague, hemos traído a nuestro buque insignia a Oslo. Queremos que Barak Obama reciba nuestro mensaje: “Te han dado el premio, ahora gánatelo”. La entrega se va a producir este jueves día 10, el día mundial de los derechos humanos.

Así pues ¿qué estamos haciendo nosotros en Oslo estos días?… Hemos estado trabajando en una serie de actividades desde nuestra llegada. Nosotras nos dividimos en dos equipos: Ana se fue, junto con gran parte de la tripulación, a instalar una pancarta gigante en un campo junto al aeropuerto  (el conteniendo el mensaje de “bienvenida” a Obama: “Nuestro Clima, Tu Decisión”) y Maite se quedó a bordo instalando una gran pancarta entre dos mástiles del barco. Cada noche, técnicos de la oficina están realizando proyecciones en diferentes edificios de la ciudad con nuestros mensajes al presidente de los Estados Unidos. También algo muy interesante han sido los grafittis “limpios” (se realizan con plantillas y las letras quedan marcadas sobre la superficie con una máquina de agua a presión) que se han puesto en muchas calles de la ciudad. Nuestro barco se haya en el centro de la ciudad, frente al Ayuntamiento, y por las tardes, se nos une el globo de Greenpeace que sube al cielo con su dibujo de globo terráqueo y su lema: “Salvad el Clima”.

Por último, durante toda la tarde de hoy miércoles se ha abierto el Rainbow Warrior al público y le hemos invitado a participar en todas las actividades públicas que van a tener lugar estos días.
Este premio nobel de la paz está rodeado de una gran polémica, algo que se nota en la ciudad…  Mañana nos espera un día lleno de movimientos y esperanzas de que el trabajo llegue a buen puerto.

Saludos desde el Rainbow Warrior.

Ana Carla Martínez y Maite Mompó, marineras de Greenpeace.

.

Jaume Satorra/Greenpeace España

La absorción de CO2 por el océano varía sustancialmente cada año

MEDICIONES PRECISAS EN EL ATLÁNTICO NORTE DE INVESTIGADORES ESPAÑOLES

MADRID, 8 Dic. 2009

Un equipo internacional de científicos en el que participan investigadores del Instituto de Investigaciones Marinas del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (IIM-CSIC) en Vigo y de la Universidad de las Palmas de Gran Canaria ha conseguido obtener la información más precisa hasta la fecha sobre la absorción de dióxido de carbono (CO2) por parte del Océano Atlántico Norte.

El trabajo, publicado en ‘Science’, podría ayudar a estimar la influencia del cambio climático en estos procesos y conocer los patrones oceánicos de incorporación de CO2 a las aguas marinas. Sus descubrimientos revelan que se producen variaciones sustanciales de un año a otro en el movimiento del dióxido de carbono entre el océano y el aire.

Los científicos, liderados por Andrew Watson de la Universidad de East Anglia en Reino Unido, describen en ‘Science’ los resultados de un nuevo método de cálculo de la incorporación del dióxido de carbono atmosférico por parte de los océanos. En el trabajo se han utilizado barcos comerciales equipados con sensores químicos en sus salas de máquinas, junto con información procedente de medidas de satélites de la temperatura de las aguas superficiales, para establecer un mapa de incorporación de CO2 para todo el Océano Atlántico Norte.

Según explicaron a Europa Press Melchor González y Magdalena Santana, investigadores de la Universidad de las Palmas de Gran Canaria, “el sistema podría suministrar información de primera mano de alerta sobre la disminución en la incorporación de dióxido de carbono atmosférico por parte de los océanos”.

Algunos científicos han alertado del debilitamiento en la incorporación de CO2 que puede ocurrir conforme el cambio en el clima sea más pronunciado. “La red establecida y el método de trabajo realizado puede suministrar información actualizada de cualquier cambio que se pueda producir”, añaden los investigadores españoles.

UN DIFÍCIL RETO

El océano captura y almacena gran parte del dióxido de carbono generado por la actividad humana, mitigando de esta manera los efectos del cambio climático. El conocimiento de por qué se producen cambios rápidos en el movimiento del dióxido de carbono entre la atmósfera y el océano sigue siendo un reto para los científicos. Uno de los principales obstáculos en el cálculo de este intercambio es que existen muy pocas medidas para permitir estimaciones precisas.

El método propuesto permite estimar el flujo de CO2 y cómo varía de año a año y estación a estación. Los resultados de esta red, coordinada por el proyecto CARBOOCEAN, muestran por primera vez que es posible observar la incorporación de CO2 por los océanos con tal precisión que se obtienen detalles no alcanzados antes. Los resultados sobre la absorción de CO2 por parte del Atlántico Norte sugieren una importante variabilidad a lo largo de los años y la sensibilidad a los cambios climáticos que actúan sobre la región.

La investigación se ha realizado en el Atlántico Norte debido a su importante papel en la circulación oceánica global y por ser el océano que almacena la mayor cantidad de CO2 respecto a su volumen total. Sin embargo, el método empleado y las conclusiones son extrapolables a cualquier otra cuenca oceánica del planeta.

“Redes como la establecida en el Atlántico se pueden también aplicar a otras regiones oceánicas que estén bien cubiertas por buques y sistemas flotantes, permitiendo así utilizar la técnica propuesta para determinar la incorporación de carbono sobre la mayor parte de los océanos”, concluyen González y Santana.

González y Santana contribuyen al trabajo con las medidas de dióxido de carbono en la estación de series temporales oceánicas al norte de Canarias (ESTOC) y con una nueva línea de observación a lo largo del Atlántico Norte gracias a la colaboración de la empresa ‘Mediterrranean Shipping Company’. Los investigadores Aida Fernández Ríos y Antonio Padín del grupo IIM-CSIC incorporaron resultados de una importante cantidad de campañas oceanográficas en el Atlántico Norte realizadas a bordo del BIO Hespérides y BIO Las Palmas.

Los expertos recomiendan pagar dinero a países en desarrollo para que protejan sus bosques y así reducir el CO2

CLIMA

MADRID, 9 Dic. 2009

Recortar las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI), pagando dinero a los países en vías de desarrollo para que éstos mantengan sus bosques, tendría el potencial de revertir la reducción de los bosques del mundo, según un análisis de opciones políticas nacionales para reducir la deforestación que hoy publica el Centro Internacional para la Investigación Forestal (CIFOR, por sus siglas en inglés).

Así, el informe ‘Realizando REDD’ (REDD+), de 400 páginas incluye las contribuciones de investigadores y expertos de instituciones de 19 países. Se trata del análisis más completo hasta la fecha que continúa el éxito de ‘Avancemos con REDD’, que fue publicado en 2008 y traducido a cinco idiomas.

El director general de CIFOR, Francis Seymour destaca que el estudio incluye qué cambios en las medidas políticas nacionales serían necesarios para la implantación de un mecanismo global que pague a los países por la reducción de emisiones generadas por la deforestación y la degradación forestal (REDD).

Los expertos y negociadores del cambio climático reconocen ya la importancia de los bosques en las políticas de lucha contra el cambio climático, ya que la deforestación y el uso de las tierras suponen hasta el 20 por ciento de las emisiones de gas de efecto invernadero, superiores a los del todo el sector transporte.

El informe REDD destaca que para implantar planes de forestación se podrían transferir entre 15.000 y 25.000 millones de dólares anuales a países en vías de desarrollo con riqueza forestal y para que esto sea “exitoso” es “necesario” que los países promulguen reformas en áreas como tenencia de tierras, supervisión de bosques y gobernanza.

El estudio revela que los esfuerzos realizados hasta la fecha para frenar la pérdida de los bosques han experimentado “más fracasos que éxitos” y los más de 30 casos de estudio que describen proyectos y esfuerzos políticos de los países aportan lecciones valiosas que los formuladores de políticas de REDD+ pueden usar.

Además, CIFOR concluye que en la inyección de incentivos en base al desempeño para la protección de bosques en un acuerdo REDD+ podría finalmente brindar la “muy importante voluntad política de tomar acciones significativas en países en desarrollo, donde las fuerzas de la deforestación han predominado durante décadas”.

Igualmente urge a los países a observar a REDD+ como un “dinámico proceso multi-estadio” que puede crecer en base a la promesa de los planes de pagos por servicios ambientales (PSA).

INCENTIVOS Y OPORTUNIDADES

“Los planes PSA tienen muchas ventajas – y los incentivos para los usuarios de los bosques son fuertes. Se compensa directamente a los responsables de cortar las emisiones. Pero hay muchas oportunidades de progreso rápido con la agenda REDD+ que no dependen de las reformas a largo plazo necesarias para los programas PSA”, explicó el científico de CIFOR Arild Angelsen, profesor en la Universidad Noruega De Ciencias De La Vida y editor principal de Realizando REDD+.

Angelsen señala que hay “considerables oportunidades” de progresar en el corto plazo si se observa las múltiples causas de la deforestación que deben abordarse. Según el informe, una lección del pasado es que muchos esfuerzos de reformas forestales se han centrado en el sector forestal aisladamente de otros sectores.

Asimismo, opina que existen oportunidades para un progreso “relativamente rápido” a través de ajustes a las políticas de energía, como subsidios para estufas baratas y de consumo eficiente de combustible, que reduzcan la demanda de leña, otro agente principal para la pérdida de carbono de los bosques.

“Debemos equilibrar el riesgo de tomar acciones en condiciones menos que perfectas contra el riesgo de perder oportunidades si somos muy cautelosos”, añade Seymour, que concluye que con un diseño adecuado REDD+ tiene “el potencial de catalizar las reformas necesarias, mientras se protege a las comunidades vulnerables”.

.

NOTICIAS RELACIONADAS:

Copenhague.- Expertos recomiendan pagar dinero a países en desarrollo para que protejan sus bosques y así reducir el CO2 (hoy a las 12:04)

Copenhague.- WWF reta a los gobiernos a frenar la deforestación en 2.020, para luchar contra el cambio climático (19/10/2009)

Copenhague.- Brasil rechaza aceptar un objetivo de reducción de emisiones para 2050 si no hay acuerdo para el de 2020 (hoy a las 09:16)

Brasil rechaza aceptar la reducción de emisiones para 2050 si no hay acuerdo para el de 2020 (08/12/2009)

Clima.- Brasil rechaza aceptar un objetivo de reducción de emisiones para 2050 si no hay acuerdo para el de 2020(08/12/2009)

Lobo pide una “amnistía general” en Honduras

ZELAYA PIDE A SUS SEGUIDORES QUE CREEN UN PARTIDO POLÍTICO

SAN JOSÉ, 9 Dic. 2009

El presidente electo de Honduras, Porfirio Lobo, solicitó este martes una amnistía general para todas aquellas personas relacionadas con el golpe de Estado del pasado 28 de junio, en el que fue derrocado Manuel Zelaya.

“Creo que debería producirse para todos aquellos involucrados en el 28 de junio”, señaló Lobo ante los medios en San José tras reunirse con los presidentes de Costa Rica y Panamá, Óscar Arias y Ricardo Martinello, dos de los pocos países que reconocieron la validez de su victoria en las elecciones del pasado 29 de noviembre.

“Debería haber una amnistía para todos”, dijo. Si se decretase, la amnistía podría poner fin a cinco meses de crisis política y permitir que Zelaya abandone la Embajada de Brasil, donde se encuentra recluido desde que regresara de forma clandestina al país centroamericano el 21 de septiembre.

Por su parte, el presidente depuesto de Honduras instó al Frente Nacional contra el Golpe de Estado, que ha coordinado las acciones de resistencia desde el 28 de junio, a constituirse como partido político y seguir luchando desde ese ámbito por los derechos sociales.

El coordinador general de la asociación, Juan Barahona, divulgó este martes una carta escrita por Zelaya y fechada el lunes en la que expresaba sus deseos para el Frente, que agrupa a varias fuerzas sociales y políticas. El mandatario derrocado quiere que esta organización cumpla “el objetivo de las trasformaciones y cambios para el pueblo hondureño”, explicó Barahona.

El objetivo de Zelaya es que el Frente coordine la redacción de una nueva Constitución para Honduras mediante la instalación de una asamblea nacional constituyente, según informó Prensa Latina.

De momento, las intenciones de la agrupación pasan por proseguir con sus manifestaciones y protestas contra el Gobierno ‘de facto’ de Roberto Micheletti y contra el presidente electo, Porfirio Lobo, así como por la adhesión de nuevas fuerzas contrarias al golpe de Estado.

.

NOTICIAS RELACIONADAS.

Las Navidades de este año serán las más austeras de la década

EL GASTO MEDIO DE LOS CONSUMIDORES CAERÁ UN 10,5%

MADRID, 9 Dic. 2009

El gasto medio de los consumidores en Navidades continuará la tendencia decreciente iniciada el pasado año y se situára en 728 euros, lo que supone un retroceso del 10,5% respecto al pasado año, en el que el descenso fue del 6%, según una encuesta de la Federación de Usuarios y Consumidores Independientes (FUCI).

De esta forma, las Navidades de este año serán las más austeras de la década, en las que se registrará un descenso importante del consumo en ocio y alimentación, con una caída del 21% y del 14,2%, respectivamente.

En concreto, del total destinado al gasto navideño, la mayor parte irá a parar a regalos y juguetes, con 224 euros, seguido de alimentación (210 euros), ocio (165 euros) y lotería (129 euros).

La presidenta de FUCI, Agustina Laguna, consideró que la crisis económica provoca por segundo año consecutivo que las familias deban reducir el gasto durante las Navidades, debido a la difícil situación en la que se encuentran por la merma de sus recursos, lo que les lleva a modificar sus hábitos de compra “reduciendo mucho el consumo en ocio y alimentación”.

Los juguetes y regalos representarán el mayor desembolso de los españoles en Navidad (224 euros), liderado por Madrid, que superará la media, hasta los 250 euros, muy por encima de los 205 euros que tienen previsto gastar los canarios.

En alimentos, la media nacional se situará en los 210 euros, con Cataluña a la cabeza (220 euros) y Extremadura donde menos (195 euros).

A pesar de la disminución del 3% en la compra de lotería, los españoles siguen siendo fieles a esta tradición. Así, para el sorteo de Navidad y el Niño se comprarán unos seis décimos por persona, siendo Valencia la región en la que más se juega (155 euros), frente a los gallegos que parecen ser los que menos confían en la suerte, con un gasto de 112 euros.

Los consumidores también reducirán el gasto en ocio y gastarán 44 euros menos respecto al pasado año, hasta los 165 euros. Los madrileños serán los españoles que más dinero gastarán en comidas fuera del hogar y escapadas (180 euros), mientras que los gallegos pasarán más tiempo dentro de casa (148 euros).

Si se analiza el coste en Navidad por comunidades autónomas,  Madrid y Valencia están a la cabeza del gasto, con unos 800 euros de media, mientras que Canarias y Galicia se encuentran en el otro extremo con unos 670 euros.

En un punto medio se encuentran otras autonomías como Asturias, Cantabria, Castilla-La Mancha o Murcia, con un coste medio por habitante muy cercano a los 730 euros.

.

NOTICIAS RELACIONADAS:

A %d blogueros les gusta esto: