Catalunya seguirá en la UE si se independiza de España sin necesidad de pedir el ingreso

Ernest Benach, president del Parlament.

  • No será expulsada de la UE; formará parte de ella automáticamente.
  • Únicamente deberá solicitar que se reconozca su nuevo “estatus”.
  • Según un informe de un profesor de la Universidad de Stanford.

Todo sobre: Catalunya, Unión Europea

.

EFE. Viernes, 19.02.2010

Un informe jurídico elaborado por un profesor de la Universidad de Stanford (EEUU) concluye que Catalunya seguiría estando dentro de la UE aunque se independizara de España, puesto que se aplicaría el concepto de “ampliación interna” dentro del territorio comunitario.

Los dos o más nuevos Estados resultantes del actual Reino de España ocuparían de forma automática el lugar del predecesor.

El informe ha sido presentado este viernes en la jornada Catalunya, ¿Estado independiente en Europa?, organizada en Barcelona por la fundación Cercle d’Estudis SobiranistesHoritzó Europa, y que ha sido inaugurada por el presidente del ParlamentErnest Benach.

Según el informe, elaborado por el profesor de derecho constitucional de la Universidad de Stanford Antoni Abad y titulado Catalunya independiente en el seno de la UE, existen “argumentos jurídicos y políticos” que avalan el concepto de “ampliación interna” de la Comunidad cuando hay territorios que ya forman parte de ella y que se independizan de sus actuales Estados.

El nuevo estado no sería expulsados de la UE, ya que seguiría formando parte de ella automáticamente

Indica también que ni Catalunya ni otros territorios de España o incluso de otros estados europeos como Escocia (Gran Bretaña) deberán solicitar la admisión como nuevos miembros de la UE, sino que al formar ya parte, únicamente deberán pedir que se reconozcasu nuevo “estatus”.

El autor reconoce que en la UE no hay ninguna normativa que regule la sucesión interna, por lo que hay una situación de “vacío jurídico” ante el que se habrían de aplicar “las normas de derecho internacional consuetudinario”. En este marco, el informe plantea como canales legales la aplicación de los artículos 34 y 35 del Convenio de Viena de 1978, que, en el caso de la independencia de Catalunya, determinaría que “los dos o más nuevos Estados resultantes del actual Reino de España ocuparían de forma automática el lugar del predecesor”.

La Corte de Arbitraje europea debería determinar el reparto de la proporcionalidad entre las entidades territoriales

En consecuencia, ni Catalunya ni otros territorios de la UE que puedan independizarse de sus respectivos estados actuales, no serían expulsados de la Comunidad, ya que seguirían formando parte de ella automáticamente. Tras recordar el valor de los “derechos individuales fundamentales adquiridos” por los ciudadanos de la UE, el informe indica que “negar una solución satisfactoria a un proceso de ampliación interna” podría afectar “derechos y obligaciones” derivados de la pertenencia a la Unión Económica y Monetaria y al mercado interior europeo.

El informe sugiere vías para “facilitar el camino hacia la ampliación interna”, como preparar los “documentos fundacionales catalanes” (declaración de independencia y Constitución) y la sumisión a la Corte de Arbitraje europea. Esta última, explica, debería ser quien determinara “deberes, derechos y reparto de la proporcionalidad entre las diferentes entidades territoriales que sucedan el actual Reino de España y su consiguiente representación en los órganos de gobierno de la Unión”, que son, básicamente, el Consejo de la UE, la Comisión Europea y el Parlamento Europeo.

.

Artículos relacionados:

En 20minutos.es

España destruye 7 de cada 10 empleos temporales de la UE y 1 de cada 4 fijos (14/02/10)

El PP cree que el Govern tendría que “plantearse” si debe pedir a Madrid las competencias de la UNED (16/02/10)

Catalunya ve el ingreso de Andorra en la UE como una vía para la oficialidad del catalán

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: