65 años años después: Hitler y los alemanes

27 de enero de 2011 13:59

A quienes amamos la Historia nos sobrecoge observar hoy hechos que mañana serán hito, más aún cuando estos evocan con una nueva mirada un pasado con ecos intensos. Eso es lo que he vivido una fría y brumosa tarde en este enero berlinés, al visitar la exposición “Hitler y los alemanes: comunidad y crímen”.

Desde el 15 de octubre recién pasado y hasta el 6 de febrero del 2011, en el Museo histórico de Alemania, en Berlin, por primera vez después de 65 años se exhibe una muestra de la compleja relación del pueblo alemán con su “conductor” (Führer). Casi siete décadas pasaron para que los alemanes rompieran un tabú. Se trata de un hecho histórico. Hasta hoy las evocaciones del ayer fueron siempre para mostrar el holocausto y el dolor causado por el tercer Reich. Ahora, sin soslayar ni olvidar el horror, esta exposición ha ido más allá, lo que en aras de la sanación de una comunidad es un paso nada trivial.

Desde el folleto se explícita que el objetivo es mostrar cómo el contexto político, social y la sensibilidad del pueblo alemán subyacían tras el poder de Hitler. Más que en los atributos personales del Führer, su incontrastable poder se explica por la interrelación entre el carismático líder y las expectativas y conductas de su pueblo. Sé que esta reflexión desde hace años ha sido compartida por muchos analistas, pero es digna la valentía implícita en la sociedad alemana para mirar a los ojos su pasado –aunque ocurra varias décadas después.

La exposición no oculta que prácticamente todos los niveles de la sociedad contribuyeron a crear un culto al dictador hasta los últimos días de la segunda guerra mundial. “Hace falta explicar cómo el insignificante Hitler, un hombre que vivió 30 años en el anonimato, sin estudios ni experiencia política, pudo convertirse en ese salvador”, declaró al diario El País de España uno de los curadores de la exposición, Hans-Ulrich Thamer. Según amigos alemanes una muestra así era una responsabilidad hacia las nuevas generaciones (de hecho se llena de un ávido público joven), que por décadas fueron educadas solo en un cuestionamiento culposo al régimen nazi y al holocausto, aunque sin nunca preguntarse sobre la figura del Führer y su relación con los alemanes. Esos mismos amigos me dicen que en el país ha sido por décadas tabú hablar de por lo menos dos cosas: de Hitler y de los judíos.

En más de 1.000 metros cuadrados y en orden cronológico se exhiben álbumes con fotos del Führer; abundante cine develando el ambiente triunfal y épico de la época; el símbolo de la esvástica en cajetillas de tabaco, en faroles de fiesta y en carros para repartir el diario del partido; dibujos infantiles y bordados a mano realizados por alumnos de colegios enteros como regalos para Hitler; tapices gigantes en su honor, juegos de mesa con él y la guerra como centro, junto a soldaditos nazis de plomo; carteles con la imagen de un niño discapacitado junto a un atleta que alerta sobre el riesgo demográfico si uno tiene más hijos que el otro; uniformes de prisioneros judíos e incluso dibujos realizados por niños en un campo de concentración.
 Ahí, ante nuestros ojos, la primera gran campaña de propaganda política co-ayudando en la construcción del Estado nazi, con su industria, crímenes, autopistas y festivales, y todo para explicar cómo, en una gran crisis del siglo XX, los alemanes vieron en Hitler y sus promesas una posibilidad de progreso material (sueño tan caro a esa época) y de sublimar el resentimiento y el orgullo herido posprimera guerra.

Quiero aquí detenerme en dos imágenes que me impresionaron. Al inicio se exhibe la foto de una manifestación popular en los años posteriores a la primera guerra mundial, en un contexto de dolor enardecido ante las condiciones de la rendición. La imagen esta dispuesta de tal modo que recibe un haz de luz que solo ilumina a un sujeto aún anónimo y subsumido en una masa enorme: es Hitler. Gran detalle y efecto para dar cuenta de la emoción colectiva en que se inicia su ascenso al poder en la década del 30 del siglo pasado. De ahí en más, la muestra describe las políticas de gobierno, entre ellas las de exterminio, y lo que fue la colaboración y/o sumisión de la sociedad alemana de la época.

Es abundante la historiografía que ha analizado la relación entre el dolor y la humillación alemana posprimera guerra y la oferta de una nueva grandeza que encarnó el Führer. Otra literatura ha reflexionado sobre la presencia en el imaginario profundo alemán de una relación compleja con la autoridad, que en su lado A explica la capacidad para aprender con rigor la eficiencia y algunas estrictas reglas de convivencia social, mientras en su lado B explica la apertura ya sea a ejercer y/o subyugarse ante el autoritarismo. Y los teóricos posmodernos han problematizado lo que fue una modernidad de relatos totalitarios en que unos y otros se volvieron locos y los Hitler y Stalin de este mundo, como sombras terribles de lo humano, asolaron la espesura de occidente. Respecto a lo último, es fuerte en la muestra la propaganda con el odio anticomunista, más aún viniendo del nacional – socialismo –pues lector, trate usted de conectar con la época y reflexione sobre el apellido del partido-. Así como también son fuertes las imágenes de la muerte con la derrota definitiva del ejército alemán ante el “General Invierno”, hecho acaecido en la inmensa y feroz estepa de una Rusia entonces comunista.

La otra escena que me impresionó fue un desopilante contrapunto visual. Casi al cerrar la muestra se proyectan en 2 grandes televisores un discurso del Hitler real al lado del discurso de Chaplin en el film El Gran Dictador. Soberbio. Después de ver aquello he pensado que el genio del cine seguramente para dar credibilidad quiso ser sutil a la hora de parodiar a Hitler. Es que nada podría emular el histrionismo del orador, nada podría reflejar la rabia y pasión en su rostro, los gestos grandilocuentes y ridículos de sus manos, la ceguera y convicción que transmitía todo su cuerpo junto a la oratoria inflamada del tribuno. Ningún actor podría imitar a Hitler, pensó tal vez Chaplin, y por eso hoy, luego de ver ese notable montaje paralelo, pienso que él suavizó un poco al dictador con el fin de dotarlo ante el público de un realismo cierto en su fanática expresión.

Vivir esta experiencia me recordó el libro “Quiero dar testimonio hasta el final” de Víctor Klemperer (1881-1960), basado en dos mil páginas de anotaciones en sus diarios escritos entre 1942 y 1945 que narran con perplejidad su tiempo y su dolor. La obra, editada en español por Galaxia Gutenberg el año 2003, fue traducida y presentada por la filóloga y teóloga Carmen Gauger, quién vivió largo tiempo en Alemania la segunda mitad del siglo XX. La Gauger, en su discurso al presentar la obra (*), entregó su lúcida mirada: “la ignorancia respecto a los horrores del exterminio en que vivió la gran masa de alemanes no era tanto el efecto de una estrategia de ocultamiento por parte del sistema como una decisión conciente de cada individuo, la decisión de no saber más que lo justo. Primero, por el mito del Führer –y sus éxitos en una primera etapa- que llevó a aceptar las medidas antijudías como un pequeño “mal menor”, y por oportunismo y falta de valor cívico. Y después, cuando el mito se derrumbaba a medida que se perdía la guerra, por una mezcla de indiferencia, miedo y conciencia de culpa, sin olvidar tampoco que a esas alturas el alemán medio sufría bombardeos diarios y lloraba a sus propios muertos”.

Tras esa sincera descripción, Gauger en su discurso nos ilumina con una sabiduría que ella quería para los nuevos alemanes, aunque en mi opinión se trata de valores fundamentales para todos: “he pasado la mayor parte de mi vida en Alemania dedicada a la enseñanza… y sólo se me han ocurrido dos o tres reglas elementales: nunca sigas a un líder carismático y abre tú mismo los ojos. Practica la desobediencia civil en las cosas pequeñas; sólo así podrás practicarlas algún día en las cosas grandes.”

Al inicio de esta crónica escribía que la muestra en comento era buena para la salud colectiva. Sabemos que todo individuo empieza a sanar de su trauma, de cualquier índole, solo conversando: pues qué, sino una conversación, es toda terapia. Lo mismo entonces ocurre con un pueblo. Este empieza a sanar cuando mira a los ojos su pasado, cuando no solo se culpa, sino también se atreve a aceptar, cuando se auto-comprende, se contextualiza y se explica, cuando asume sus errores y es capaz de lidiar con sus luces y sombras. Y eso, antes de esta muestra en el invierno de Berlin, en Alemania no se había hecho públicamente, o mejor dicho, los alemanes vivían sólo en la emoción culposa del flagelarse y del ocultar. Este es un primer paso para empezar a hablar y eso conlleva las complejidades y las fortalezas de la verdad y la libertad.

* El discurso integro de Carmen Gauger fue publicado en la revista Rocinante el año 2003, en una crónica de la periodista Melanie Jösh desde Madrid a propósito de la edición en español de los diarios de Kemplerer.

www.hernandinamarca.cl Ensayista, periodista y doctorando en Comunicación organizacional. Reside en Heidelberg, Alemania.

.

elquintopoder.cl

EE.UU. conmemora 25 aniversario de la tragedia del Challenger

Publicado 12:37 h. 28-01-2011

Estados Unidos conmemora hoy el 25 aniversario del accidente a tragedia del transbordador  Challenger , un accidente en el que murieron sus siete tripulantes apenas un minuto después de despegar, y que conmocionó al país.

El 28 de enero de 1986 era una mañana fría, recuerda en entrevista con Efe Valerie Neal, conservadora del área dedicada al programa de los transbordadores del Museo Nacional del Espacio de Washington.

La temperatura había bajado por la noche pero el día amaneció despejado. Nadie presagiaba lo que horas más tarde sucedería. “Había mucho entusiasmo, iba a ser la 25 misión de un transbordador y a bordo viajaba junto con el resto de la tripulación una profesora”, como parte de un nuevo programa educativo de la NASA.

El lanzamiento se fijó este día, después de varios aplazamientos debido al retraso de la misión STS-61C del transbordador Columbia y posteriormente al mal tiempo.

De hecho, esa mañana no estaba claro si el frío iba a permitir que el  Challenger  saliera del Centro Espacial Kennedy de Florida pero finalmente el equipo de misión dio luz verde al lanzamiento.

Los astronautas Michael Smith, Dick Scobee, Judith Resnik, Ronald McNair, Ellison Onizuka y Gregory Jarvin, componían la tripulación, además de la profesora Christa McAuliffe.

La presencia de un ciudadano de a pie en un vuelo espacial despertó el interés de los estadounidenses y en particular de los niños que siguieron con interés el lanzamiento televisado, pero poco después de un minuto algo empezó a ir mal.

“La estela se dividió en dos y diferentes olas de humo empezaron a salir en todas las direcciones. Estaba claro que algo iba mal, aunque tomó un tiempo saber de que se trataba”, sostuvo la conservadora.

La causa técnica, explicó Neal, fue una serie de fallos en los anillos “O”, unas juntas que sellan el cohete de propulsión que proyecta la nave, que produjo un escape de gas que perforó el depósito principal de la nave, por lo que acabó envuelto en llamas.

Mientras ascendía la nave, el vehículo empezó a agrietase en algunos puntos por la presión y el transbordador se rompió por dos partes.

Segundos más tarde, el compartimento de la tripulación, que no tenía escotilla de emergencia porque se consideraba un vehículo muy seguro, caía de manera incontrolada al mar con sus siete tripulantes.

“Probablemente murieron al impactar con el océano, si es que no habían muerto ya en el viaje en caída libre”, señaló Neal que aseguró que fue un golpe muy duro para todo el país.

Esa noche, el entonces presidente Ronald Reagan (1981-1989) tenía previsto dar el discurso sobre el Estado de la Unión, que aplazó debido al luto nacional y en su lugar pronunció un emotivo mensaje.

Reagan se dirigió a los niños que estaban viendo el despegue: “Sé que es difícil de entender, pero a veces pasan cosas dolorosas como ésta. Todo esto es parte del proceso de exploración y descubrimiento”.

La NASA realizará diversos actos conmemorativos en el país. El principal será en el Centro Espacial Kennedy de Florida de donde partió la nave y donde se hará una ofrenda floral. EFE

.

publimetro.cl

Con esta especie de bong ahora puedes fumarte tu almuerzo

Sebastián Cabezas en DestacadosGadgets 29.01.2011

Tranquilos los que se ponen nerviosos y les sudan las manos al ver este aparato, porque no es un bong ni se trata de droga, sino más bien es una persona almorzando lo que podría ser un bistec con papas fritas hecho humo. O vaporizado, en realidad.

Esta especie de pipa de agua se llama Le Whaf y fue inventado por David Edwards, un investigador de Harvard. En él se coloca comida líquida especialmente preparada para el dispositivo y la hace vapor, para ser “fumada” con una pajita de vidrio (presumo que no necesariamente tiene que ser de vidrio).

Lo bueno para quienes son esclavos de las dietas es que cada bocanada o aspiración casi no tiene calorías, por lo que puedes “comer” como si el mundo se fuera a acabar y no engordar o no privarte de nada y aún así bajar esos kilos que jamás lograste derrotar con esos miles de productos “llame ya”.Según Edwards, 10 minutos de pipazos equivalen  a unas 200 calorías.

Además, se supone que se puede licuar casi cualquier tipo de alimento o bebestible para ingerir con el Le Whaf. De hecho, su inventor sueña con un buffet para ir recorriendo de recipiente en recipiente con tu pajita comiendo distintas delicias humeantes.

Actualmente hay sólo dos prototipos dando vueltas, pero se supone que estarán disponibles a partir del próximo otoño (boreal, primavera en el hemisferio sur) por unos US$135. No hay palabra sí sobre cuánto se requiere “fumar” para quedar satisfecho ni sobre la eventual sensación de saciedad, pero al menos me imagino que no produce efectos secundarios, dado que es vapor y no humo… Habrá que probarlo.

Link: Anyone for a puff of lemon tart? Now there’s food you don’t eat but INHALE (Daily Mail)

.

fayerwayer.com

España: Nace “Parobook”, la red social de los desempleados

Esperanza Hernández en GeolocalizadoInternetRedes Sociales 28.01.2011

Las redes sociales dan para todo y se adaptan a todos. Deportistas, enfermos, caza-parejas, emprendedores, estudiantes y hasta para desempleados: Nace Parobook, una red social para quienes no tienen empleo.

Era cuestión de tiempo para que naciera una red social que uniera a la gente sin empleo: En España hay más de 4 millones de parados según cifras oficiales… ¡Imagínense las extraoficiales!

Así que los desarrolladores de Parabook , que también están en el paro, no quisieron desaprovechar tan importante público objetivo.

Más que basada en Facebook (cuyo diseño de portada copia entero), Parobook tendría la misión de poner en contacto a una comunidad que no para de crecer en España: Los desempleados.

Parobook nace con una misión muy clara: Que los parados no se sientan solos en esta lucha, que puedan expresarse, que el Gobierno nos haga caso y quién sabe si incluso encontrar trabajo”, aseguran sus creadores.

Y es que en teoría esta nueva y particular red social no solo serviría como una herramienta de denuncia de la situación que se vive en España, sino que facilitararía el contacto entre los desempleados con miras a que se apoyen mutuamente, compartiendo las alegrías y penas propias del duro trabajo que representa buscar empleo en el país.

En definitiva esto de las redes sociales está pasando a ser más que una moda, una epidemia… ¿Cuál crees que será la próxima en nacer?

Link: Y de repente… Parobook, la red social de los parados (EntreBits)

.

fayerwayer.com

China y Rusia espían la red eléctrica de Estados Unidos

ZooTV en Internet 27.01.209

Diversos funcionarios de inteligencia y ex empleados de seguridad del gobierno de los Estados Unidos han confirmado que la red eléctrica de este país ha sido penetrada por ciberespías, dejando tras de sí programas que podrían utilizarse para interrumpir su funcionamiento.

Según los funcionarios los espías provendrían de países como ChinaRusia, siendo su misión escudriñar la red eléctrica de Estados Unidos y los controles que la operan. Su objetivo hasta el momento no ha sido dañar la red u otras infraestructuras básicas, pero este podría ser el objetivo final durante una crisis importante e incluso una guerra.

El espionaje es cada vez más constante en este país, sin que se dirija hacia una empresa en particular. Según un ex funcionario del Departamento de Seguridad, las intrusiones a los sistema eléctricos han existido y van en aumento. Dichas intrusiones no han logrado ser detectadas por las compañías que se encuentran a cargo de la infraestructura eléctrica (lo que no habla muy bien de sus sistemas de seguridad), sino que por funcionarios de las agencias de inteligencia.

Los funcionarios han mostrado su preocupación de que los atacantes logren tomar el control no sólo de las instalaciones eléctricas, sino que también de plantas de energía nuclear o de las redes financieras por medio de Internet.

Las autoridades que se encuentran investigando las intrusiones han logrado detectar programas ocultos, que podrían ser utilizados para destruir ciertos componentes de la infraestructura en el transcurso de una guerra. Agregando que tanto el agua, el sistema de alcantarillado y otros sistemas también podrían estar en riesgo.

Recordemos que el actual presidente Barack Obama ordenó realizar una revisión de los sistemas de ciberseguridad del país, lo que demuestra el potencial peligro al que se encuentra expuesto el país debido a su alta dependencia de las redes informáticas e Internet para su funcionamiento.

El año pasado Tom Donahue (un alto oficial de la CIA) señaló en una reunión con los representantes de las empresas de servicios públicos en Nueva Orleans, que diversos ataques de tipo cibernético se habían producido fuera de los Estados Unidos, causando apagones y una serie de demandas extorsivas por parte de los atacantes.

Tanto Rusia como China han negado estar detrás de los ataques a las redes de Estados Unidos. Un portavoz de la Embajada Rusa señaló que éstas eran puras especulaciones y que su país no tenía ninguna relación con los ataques cibernéticos a la infraestructura de los Estados Unidos, o de cualquier otro país en el mundo.

Mientras tanto un portavoz de la Embajada de China en Washington, Wang Baodong, dijo que su gobierno se opone a cualquier delito que busque dañar Internet o las computadoras, agregando que su país posee leyes que restringen este tipo de prácticas, en las que incluyó la piratería.

Link: Electricity Grid in U.S. Penetrated By Spies (Vía DailyTech)

.

fayerwayer.com

 

Cuidado con quién decides no aceptar en Facebook (o atente a las consecuencias)

Sebastián Cabezas en Redes Sociales 27.01.2011
Igual duele en el ego cuando con tanto cariño le habías mandado solicitud de amistad por Facebook a alguien y después de un tiempo sin tener respuesta, notas que ya tiene varios amigos nuevos y a ti no te consideró dentro de su círculo de amistades. Duele, ¿no?

Entonces si eres de los que selecciona bien a quienes deja acceder a su vida virtual y rechaza o ignora las solicitudes de más de alguna persona, ten mucho ojo con las consecuencias que dicha decisión puede acarrear. Tal como le sucedió durante la madrugada del lunes a Giselle Penagos (21) en Long Island, Estados Unidos (sí, los gringos y sus historias de terror con las redes sociales, una vez más).

Sucede que ella y su prima Melanie Spanopoulos volvían de ver un partido de fútbol americano en un bar, cuando Penagos comentó que estaba en contacto por Facebook con un tipo que a su prima también le interesaba y al que ambas le enviaron solicitudes, pero a Spanopoulos -que conducía la van en la que se trasladaban-no la habían aceptado. Los celos la invadieron y arremetió contra su familiar.

La conductora detuvo el auto y su copiloto se bajó asustada. Se negó a subir de vuelta y su prima la siguió y pelearon en el suelo. Luego volvió al auto y le pasó por encima. No conforme, echó marcha atrás y la repasó para luego gritarle que se subiera de una buena vez, pero Penagos respondió que no sentía las piernas. Afortunadamente otro conductor la encontró antes de que alguien más la atropellara en la mitad de la calle y la llevó a un hospital donde le diagnosticaron una pierna fracturada y la pelvis destrozada.

Por cierto, en el perfil de Spanopoulos supuestamente se puede leer que sus actividades favoritas son “emborracharme” y “decir sandeces”. Así, probablemente la mayoría no tendrá interés en aceptarla como amiga virtual ni real…

¿Tuviste alguna historia de orden psicopático a raíz de algo similar en las redes sociales?

Link: Van strike is a family ’splatter’ (New York Post)

.

fayerwayer.com

Científicos portugueses crean baterías de papel que se cargan con humedad

Cony Sturm en CienciaDestacados 29.01.2011

Suena increíble, pero es cierto: científicos de la Facultad de Ciencia y Tecnología de Universidad de Nueva Lisboa (CENIMAT) en Portugal desarrollaron las primeras baterías de papel que almacenan energía a partir de la humedad.

El proyecto, a cargo de Elvira Fortunato y Rodrigo Martins, podría ser utilizado en el desarrollo de tablets, celulares, reproductores de música y otros dispositivos (lo que abre la puerta a proyectos ecológicos, livianos y muchísimo más baratos).

Según explicaron, las baterías se auto-cargan mediante el vapor de agua que existe en el aire, siempre que la humedad relativa del ambiente esté por sobre el 40%, lo que es muy común en zonas costeras o tropicales. Si no, tendrías que poner la batería cerca de la tetera y ya. Sorprendentemente, estas baterías se pueden hacer a partir de papel común y corriente.

Los investigadores del CENIMAT también están trabajando en crear biobaterías, que en vez de agua usan los fluidos del cuerpo humano para cargarse. La idea es que estas baterías se utilicen en dispositivos médicos como marcapasos y otros. Estas baterías requieren la fabricación de un papel especial que no se deshaga dentro del cuerpo humano, que se hace a partir de derivados de celulosa.

Para quienes entiendan portugués, hay un video que muestra cómo funcionan estas baterías aquí.

Links:
– Como é fabricada uma bateria de papel (Expresso – Gracias PanchoRacer!)
– A primeira bateria de papel é portuguesa (Ciencia Hoje)

.

fayerwayer.com

A %d blogueros les gusta esto: