El conseller de Interior dice que “solo cuando ha sido necesario se ha utilizado la violencia”

27 de maig de 2011

Els Mossos d’Esquadra i Guàrdia Urbana han desallotjat aquest matí el campament d’indignats de Plaça Catalunya.

El objetivo no era desalojar la plaza de Cataluña, sino que ésta pudiera limpiarse para reducir el  riesgo ante una posible celebración por la victoria del Barça en la final de la Liga de Campeones. Así ha explicado el conseller de Interior de la Generalitat, Felipe Puig, la actuación policial de este viernes en el lugar de acampada de los ‘indignados’ en Barcelona, insistiendo en que “no pretendían desalojarles”. El conseller ha descartado volver a actuar antes del partido del Barça.

En rueda de prensa en el Palau de la Generalitat, ha afirmado que ha habido, “sólo cuando ha hecho falta, contundencia” por parte de los agentes, que se han encontrado al principio resistencia pasiva, pero activa después, y ha recordado que 37 de los 121 heridos son agentes.

“Ayer por la mañana dí las instrucciones para la limpiezadel campamento”, ha asegurado el conseller, precisando que con ello pretendía “garantizar la salud pública e higiene en un lugar público” y la seguridad ante una hipotética concentración de miles de personas en el centro de Barcelona. “El objetivo no era desalojar la plaza, sino que se pudiera limpiar y pudiera recuperarse una cierta normalidad desde un punto de vista de higiene y salud pública”, ha insistido.

“Hemos actuado con prudencia y sentido común y sólo cuando ha sido necesario se ha utilizado la violencia”, ha afirmado el titular de Interior de la Generalitat, en referencia a la polémica actuación policial.

Informe interno

Puig ha afirmado que los agentes informaron a los acampados de que debían abandonar la plaza para proceder a las labores de limpieza antes de las 7.00 h de la mañana. “Se realizaron los tres avisos preceptivos para que la gente desalojara la plaza”, ha asegurado Puig, subrayando que “en el momento en que se produjo una resistencia a las autoridades la policía debió intervenir”. Puig ha afirmado que no se arrepiente de haber ordenado la actuación policial, aunque se replantearía la hora de la intervención y el número de efectivos.

Según Puig, los agentes han actuado en todo momento siguiendo los criterios de “oportunidad, proporcionalidad y congruencia” y sólo ha sido contundentes al verse al límite, cuando ya no había espacio para “el juicio, la cautela y la prudencia” y tenían que defenderse de los ataques y proteger a los trabajadores de la limpieza. “Volvería a tomar la misma decisión”, ha asegurado Puig.

Asimismo, el conseller ha informado que se realizará un informe interno para analizar la intervención policial y los delitos en los que podrían haber incurrido algunos de los manifestantes, entre los que ha citado “desorden público, resistencia a la autoridad y daños y agresiones a agentes de la autoridad”. El conseller ha comunicado que pactó la intervención este jueves con el alcalde en funciones de Barcelona, Jordi Hereu.

35 camiones de limpieza

Puig ha asumido en todo momento que él, como conseller, es el responsable último del dispositivo, por lo que se ha mostrado abierto a comparecer en el Parlament para dar explicaciones -como ya le ha pedido la oposición- y para asumir los posibles fallos que se puedan detectar en el informe crítico, como por ejemplo el número de agentes o la hora elegida para actuar.

En el dispositivo han intervenido 350 mossos y un centenar de agentes de la Guardia Urbana, además de los servicios de la empresa municipal de limpieza, que han retirado -en 35 camiones- unos 500 metros cúbicos de material potencialmente peligroso, como bombonas de gas y butano y generadores eléctricos. “No quiero pensar lo que podría ocurrir si una bengala (de los posibles festejos culés en Canaletes) va a parar a una bombona de gas”, ha señalado Puig, que se ha mostrado convencido de que el dispositivo ha servido para disminuir los riesgos de cara a mañana, ya que todo el material potencialmente peligroso que se ha sacado de la plaza no se puede volver a instalar en un día.

.

Relacionadas en 20minutos.es

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: