Cientos de ‘indignados’ acampan ante el parque de la Ciutadella

Indignados ante la Ciutadella Cientos de indignados ante las puertas del Parque de la Ciutadella (Marta Pérez / EFE)
  • Los mossos blindan el Parlament y cierran el parque de la Ciutadella antes de la concentración de ‘indignados’ para evitar que acampen en el recinto.
  • Operarios del Ayuntamiento de Barcelona colocaron vallas de seguridad.
  • Los indignados planean organizar un cordón humano ante la puerta para evitar que los políticos aprueben los Presupuestos catalanes este miércoles.
EFE. 15.06.2011
Unos 2.300 ‘indignados’, según la Guardia Urbana, se han concentrado al grito de “no pasarán” en las inmediaciones del parque de la Ciutadella de Barcelona, donde está el Parlament, para evitar que se celebre este miércoles el debate sobre los presupuestos, y han decidido pernoctar en el paseo Picasso, fuera del perímetro del parque.Los concentrados han visto frenada su intención de dormir delante del Parlamento catalán después de que por la tarde la Conselleria de Interior y el Ayuntamiento de Barcelona hayan decidido cerrar los accesos al parque de la Ciutadella, controlado por los Mossos d’Esquadra. “Ser realista es ser anticapitalista”, “Ni recortes, ni fronteras”, “Políticos recortaros vuestros sueldos” y varias pancartas exigiendo la dimisión del conseller de Interior,Felip Puig, han sido algunos de los lemas que se han visto y oído a lo largo de las últimas horas.

Asimismo, dos ‘indignados’ se han encadenado a una de las estatuas de la puerta principal del parque de la Ciutadella y han desplegado una pancarta en la que se podía leer “No pasarán”, en referencia a los diputados que tienen previsto asistir al debate de los presupuestos de la Generalitat.

A partir de las siete de la tarde se han ido uniendo varios centenares de indignados que han ido llegando de diferentes barrios de la capital catalana, como la Barceloneta, Gràcia o el Poble Nou, e incluso procedentes de municipios de comarcas como el Baix Llobregat, el Vallés Occidental, el Vallés Oriental y el Maresme.

Nuevos debates

Hacia las 9.30 horas de la noche, cuando ya se concentraban cerca de 2.500 personas, los acampados han empezado a realizar debates sobre la actual situación de crisis económica y, micrófono en mano, uno de los acampados ha pedido que cuanta más gente se concentre mejor en la inmediaciones del parque, para ayudar a hacer un cordón humano en su perímetro y evitar así que los diputados puedan entrar en el Parlament.

A tal efecto, han hecho un llamamiento a aquellas personas que quieran pasar la noche a que se dirijan al paseo Picasso, cuanto más juntos mejor para evitar problemas en la vía pública.

En un ambiente entre festivo y reivindicativo, los ‘indignados’ han convocado las comisiones de Economía, de Inmigración, de Salud, la Laboral y la de Educación para recoger las conclusiones de la acampada de la plaza de Cataluña. Una de las portavoces que ha tomado la palabra durante la concentración se ha congratulado de haber conseguido “colapsar Barcelona” y ha recordado que su objetivo “es colapsar todo el territorio” para parar la decisión que a partir de este miércoles empezará a debatir el Parlament, unos presupuestos que contemplan recortes sociales.

Cerrado al público

Todos los accesos al parque de la Ciutadella fueron cerrados al público tras una decisión conjunta tomada por la Consellería de Interior y el Ayuntamiento de Barcelona para impedir la entrada de los manifestantes. Varias furgonetas y coches policiales son visibles tras las verjas cerradas con cadenas que dan acceso al parque y todo el perímetro del parque está rodeado por su parte interior por agentes uniformados.

Reacción de los políticos

Horas antes de esta situación y tras la reunión del Consell Executiu, el portavoz del gobierno catalán , Frances Homs, ya advertía de que “la obligación de un gobierno es garantizar que se pueda desarrollar con toda normalidad una sesión plenaria”.

Por su parte, los grupos parlamentarios han reclamado a los ‘indignados’ que “respeten” el derecho de los diputados de poder realizar su trabajo en la cámara catalana en una jornada tan trascendental como la del debate de los Presupuestos, si bien todos han coincidido en que las protestas de este colectivo son “legítimas”.

El portavoz de CiU en la cámara catalana, Jordi Turull, ha apelado al “civismo” de los ‘indignados’ al entender que la protesta y la disconformidad de este colectivo no debe “estar reñida” con una actitud cívica que, de lo contrario, puede “atentar” contra los valores democráticos que representa el Parlament. Desde el PSC, su portavoz adjunta en el Parlament, Laia Bonet, ha asegurado que su partido coincide con los “motivos” de los ‘indignados’, pero ha precisado que “no hay que confundir el mejorar la democracia con cerrar las puertas” del Parlament.

ICV-EUiA ha indicado, en palabras de su portavoz en la cámara catalana, Dolors Camats, que si bien este colectivo tiene “todo el derecho” a expresar su rechazo a los recortes, su partido también lo tiene a la hora de defender su enmienda a la totalidad a los Presupuestos en la cámara catalana. La portavoz parlamentaria de ERC, Anna Simó, ha expresado su confianza en que estas “legítimas” protestas sean “compatibles” con el derecho y el deber de los parlamentarios de poder acceder a las sesiones plenarias y debatir un tema de la trascendencia de los Presupuestos: “si no accedemos al pleno los que hemos presentado enmiendas a la totalidad a los Presupuestos, éstos se aprobarían sin ningún tipo de debate”, ha argumentado Simó.

Desde Ciutadans, su presidente Albert Rivera, ha aseverado que estas “legítimas” protestas tienen un límite, el de no poder “bloquear” el funcionamiento de las instituciones democráticas.

Relacionadas en 20minutos.es

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: