Los sueldos de los directivos de Banca crecieron un 50 por ciento

La remuneración media del consejo de administración y de la alta dirección de las quince mayores entidades financieras españolas, entre bancos y cajas, experimentó un crecimiento del 48% desde 2004 a 2010, mientras que los beneficios en este periodo se incrementaron un 27%.

nuevatribuna.es | | Actualizado 26 Octubre 2011 – 20:47 h.

El caso ‘más sangrante’ de retribuciones corresponde a las cajas nacionalizadas

Así lo reflejan los datos presentados por el secretario general de Comfia CCOO, José María Martínez. El estudio sobre remuneraciones en el sector financieroarroja un aumento de los emolumentos de la cúpula de las nueve grandes cajas de ahorros del 47% en estos años, mientras que el beneficio se redujo un 7%. En los seis grandes bancos, el sueldo de la cúpula creció un 42%, algo menos que los beneficios (+46%).

Martínez sostuvo que el caso “más sangrante” de retribuciones corresponde a las cajas nacionalizadas:CatalunyaCaixa, Novacaixagalicia (NCG) y Caja de Ahorros del Mediterráneo (CAM), donde la remuneración media de la cúpula creció un 93%, un 68% y un 94%, respectivamente, mientras que los beneficios cayeron un 53% en el caso de la primera y un 47% en el de la segunda, y aumentaron solo un 3% en el de la entidad alicantina.

“En las cajas que peor lo han hecho aquí está el por qué”, ilustró Martínez, para quien estos emolumentos en relación a la ganancia ponen de manifiesto los fallos en el control interno y externo, responsabilidad que corresponde tanto a las comunidades autónomas como al Banco de España, encargados de la supervisión, si bien los sindicatos también han de asumir parte de la culpa por su presencia en los órganos de gobierno de las entidades.

“El Banco de España no ha estado muy fino, debería haber puesto orden pero no quiso, por ser fuerte con los débiles y débil con los fuertes”, y ha de asumir las responsabilidades en cuanto a las retribuciones en las entidades financieras, porque “las conocía”, aseveró Martínez.

El secretario general de Comfia CCOO considera que el Banco de España debería además obligar a la revisión de las retribuciones comprometidas tanto en la CAM, intervenida el pasado 22 de julio y en proceso de adjudicación, como en Novacaixagalicia y en CatalunyaCaixa.

Si los sueldos de los consejeros y la alta dirección del sector financiero en general supusieron el 2,1% de los beneficios en dicho periodo de seis años, en el caso de las 22 cajas que han recibido dinero público del Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) o del Fondo de Garantía de Depósitos (FGD), el porcentaje se dispara al 8,9%.

En concreto, Comfia CCOO subraya que en Bankia y Banca Cívica, que han recibido ayudas públicas por importe de 4.465 y 977 millones de euros, respectivamente, la cúpula ha aprovechado su conversión de cajas a bancos para multiplicar sus remuneraciones, hasta suponer el porcentaje sobre beneficios más alto de todo el sector, del 1,9% y del 3,7%, en cada caso.

Por otro lado, el estudio de CCOO, que maneja datos de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) y de un total de 52 entidades sobre gobierno corporativo y memorias anuales, recoge que “la cuantía de préstamos a la cúpula se disparó en las cajas con problemas con conocimiento del supervisor”.

Así, del incremento absoluto de préstamos a la cúpula de las entidades por importe de 436 millones de euros registrado en el periodo comprendido entre 2004 y 2010, el 80% correspondió a cuatro cajas de ahorros: NCG (147,5 millones), Caja Duero España (82,4 millones), Catalunyacaixa (64,1 millones) y CAM (62,9 millones).

Ante este panorama, CCOO reclama que se conozca la remuneración de la cúpula de todas las entidades de manera individualizada incluyendo las cláusulas de blindaje, que se están empezando a registrar en cajas convertidas en bancos, tal y como reclamó a la CNMV en 2006.

El sindicato propone también fijar un límite general para las remuneraciones de consejeros y alta dirección en función a un porcentaje máximo de los beneficios. En este sentido, aboga por que este tope sea inferior en el caso de las entidades que han recibido o perciban ayudas públicas, lo que supone ir más allá de lo recogido en las últimas normas al respecto de Economía y del Banco de España.

“Los últimos episodios protagonizados por algunas entidades son paradigma de lo socialmente repugnante frente a lo socialmente responsable, y socavan la credibilidad del conjunto del sector financiero”, ha defendido Martínez.

Quizás también le interese:

Noticias relacionadas:

Fuente: nuevatribuna.es

A %d blogueros les gusta esto: